Aprueba Senado el Nuevo Código Nacional de Procedimientos Civiles y Familiares

12 de Abril de 2023




Considerado como uno de los instrumentos jurídicos con mayor relevancia de la actual legislatura, el Código Nacional de Procedimientos Civiles y Familiares (CNPCP) fue aprobada en lo general por unanimidad de 114 votos en el pleno del Senado de la República.


La nueva herramienta legislativa, impulsada a razón de la reforma constitucional de 2017, busca homologar los procedimientos a nivel nacional sobre la impartición de justicia administrativa civil y familiar con tal de resolver controversias entre particulares. El CNPCP se encuentra integrado por 1191 artículos comprendidos en diez libros, así como por 20 artículos transitorios.


Ante esta aprobación, el objetivo del instrumento jurídico compacta criterios sobre el sistema procesal, integrando políticas públicas que se correlacionan de manera transversal para una mejor impartición de justica administrativa civil y familiar. Dentro de la discusión en la Cámara Alta, se resaltó que el 74 por ciento de los juicios de nuestro país serán resueltos por este Código.


Legisladores de todas las fuerzas parlamentarios reconocieron la importancia de este instrumento integral que entrará en vigor de forma total a más tardar el 1° de abril de 2027. Algunos de las innovaciones que integra se correlacionan de materia directa con la simplificación de los procesos de adopción, integración de una perspectiva de género, además de la implementación del juicio oral y aplicación de herramientas tecnológicas.


La senadora Olga Sánchez Cordero, presidenta de la Comisión de Justicia de la Cámara Alta reconoció la construcción de consensos dentro de este Código que dará progresividad a los derechos de la vida cotidiana. Al referirse al periodo de entrada en vigencia de este nuevo cuerpo normativo, la legisladora señaló que será de cuatro años a partir de su publicación, tiempo en que los operadores jurídicos y las entidades federativas podrán hacer sus declaratorias.


Uno de los apartados dentro del Código que Sánchez Cordero reconoció como más novedosos fue el apartado de violencia digital, el cual brinda de certeza jurídica al poner en manos de las y los juzgadores herramientas como la huella digital. Por otra parte, consideró que el instrumento legislativo marcará un hito, ya que se trata de una reforma de gran calado, incluso, mayor a la que representó la correspondiente reforma al Sistema Integral de Justicia Penal del 2008.


Por su parte, el senador Rafael Espino de la Peña, presidente de la Comisión de Estudios Legislativos, Segunda del Senado, agregó que la virtud de este producto legislativo se encuentra en la clara intención por lograr justicia cotidiana para todas las personas en México “completa, parcial y gratuita”.


Entre las particularidades de esta pieza legislativa, el presidente de la Comisión de Estudios Legislativos, Segunda destacó la inclusión de la perspectiva de género, atención a grupos vulnerables, además de la implementación del juicio en línea, audiencias a distancia y firmas electrónicas.


En lo particular, la senadora Martha Lucía Micher Camarena (Morena) presentó reservas al artículo 7, proponiendo la armonización del concepto de perspectiva de género acorde a lo planteado por la Ley General de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia. Dicho planteamiento se realizó con una visión a favor de la progresividad de derechos humanos y la eliminación de la desigualdad.


Por otro lado, la senadora Claudia Edith Anaya (PRI) mencionó considerar en el artículo 644 la adopción entre particulares con tal de facilitar los procesos priorizando el derecho superior de la niñez. En ese sentido, ambas reservas fueron aprobadas en el pleno de la Cámara de Senadores.


El dictamen del Código Nacional de Procedimientos Civiles y Familiares fue turnado a la Cámara de Diputados para su discusión y, en su caso, aprobación.






Relacionadas

Twitter del congreso Síguenos